Todos los Derechos reservados © 2020, Marco Mares

Economía

Las “benditas remesas” salvaron a los más pobres del Covid-19

Remesas financian 30% del gasto de las familias que menos tienen; 4.9 millones de hogares viven de ese dinero: Cemla

Publicado

el

Jesús Cervantes González, director de Estadísticas Económicas del Centro de Estudios Monetarios Latinoamericanos (Cemla)

Las “benditas remesas” que envían los trabajadores migrantes a sus familiares en México constituyen uno de los principales alicientes que tienen los hogares de menores recursos del país, ya que financian más de 30% de su consumo, ingresos que les han permitido sobrellevar la crisis económica causada por la pandemia del Covid-19.

“Las remesas familiares son importantes para la economía, porque en promedio financian 6% o 7% del consumo de los hogares mexicanos; pero si nos centramos únicamente en los receptores de remesas, las transferencias de dinero financian más del 30% del consumo de esos hogares”, comenta Jesús Cervantes González, director de Estadísticas Económicas del Centro de Estudios Monetarios Latinoamericanos (Cemla).

En entrevista, el experto hace un recuento de las cifras generales del fenómeno de las remesas, el cual ha sido celebrado por el presidente Andrés Manuel López Obrador, al referirse a estos flujos de dinero como “las benditas remesas”.

Te puede interesar: Migrantes dan vida a Michoacán; el estado recibe más remesas que ingresos públicos

Hoy día, aproximadamente 11.1 millones de adultos de 4.9 millones de hogares son destinatarios de las transferencias monetarias que envían sus familiares que migraron fuera del país, en búsqueda de mejores condiciones laborales.

“Si se considera que 13% de los hogares reciben remesas”, los flujos que llegan a sus manos son “como 4 puntos del Producto Interno Bruto (PIB)”, refiere el experto.

El año pasado, México captó en 2021 una cifra récord de 51,594 millones de dólares (mdd) de remesas familiares, lo que implicó un incremento de 27% respecto al año inmediato anterior.

De enero a junio de 2022, las transferencias alcanzaron un monto de 27,565 mdd, esto es un avance de 16.6% respecto al mismo periodo de 2021, según las cifras más recientes del Banco de México (Banxico).

17% de la riqueza de los “paisanos” llega a México

El origen de esos recursos son los “paisanos” o trabajadores mexicanos que en su mayoría migraron a Estados Unidos y quienes actualmente representan 7.5 millones de personas, tanto hombres como mujeres.

Según Jesús Cervantes, ante el diferencial de salarios entre México y Estados Unidos, sumado a la cantidad de trabajadores mexicanos que existen en ese país, la masa salarial de “los paisanos” se calcula en aproximadamente 303,000 mdd.

Te puede interesar: Remesas superan 5,000 mdd por segundo mes consecutivo

“Si esos 303,000 mdd se dividen entre el volumen de remesas que envían a sus familiares, se puede observar que el dinero que llega a México equivale a 16% o 17% de los ingresos que generan los paisanos fuera del país”, asegura el experto.

El “salvavidas” de los más pobres ante el Covid-19

Pese a la crisis por la pandemia del Covid-19, las remesas no solo se han mantenido estables sino que incluso han observado una tendencia alcista que las han llevado a niveles históricos. Tan solo en junio de 2022, los hogares captaron 5,153 mdd, el segundo mes que se haya registrado hasta ahora con una cifra mensual de más de 5,000 mdd.

De ahí que las familias más pobres del país hayan encontrado un “salvavidas” con el envío de transferencias monetarias para salir adelante de la pandemia, hace ver Jesús Cervantes.

“Las remesas llegan típicamente a pequeñas localidades, con menor seguridad social, con población que trabaja en la informalidad y con un porcentaje mayor que trabaja en el campo, por lo que el Covid-19 les afectó más. Sin embargo, las remesas aliviaron esa desventaja que tuvieron los hogares mexicanos y que fue mayor entre los receptores de remesas”, refiere el experto.

Jesús Cervantes se apoya en los resultados de la Encuesta Nacional de Inclusión Financiera (ENIF) de 2021, la cual confirmó cómo los hogares receptores de remesas fueron económicamente más golpeados por la pandemia, ya que 50.6% de los adultos consultados reconoció que sus ingresos cayeron a causa de la crisis, pero entre las personas que perciben remesas la proporción fue un poco mayor, esto es en 54%.

Te puede interesar: Mercado Libre y Western Union facilitarán el cobro de remesas familiares

Asimismo, la encuesta mostró que en general, 24% de los hogares mexicanos tuvieron que realizar gastos funerarios en el contexto de la pandemia, mientras que en las familias que reciben las remesas, la proporción llegó a 25.5%.

Al momento en el que se levantó la encuesta, 34% de los hogares del país dijo que ya se había recuperado del impacto económico del Covid-19, resultado que fue de 40% en el caso de los grupos familiares que reciben remesas.

“Vimos que 40% de los receptores de remesas ya se había recuperado del impacto del Covid-19, pero no 100% y eso incentivó el envío de más remesas”, sostiene el experto.

GC

Fortuna y Poder

Marco Mares
¿Es la informalidad un obstáculo para obtener crédito para la vivienda?
Sistema de Transferencia y Pagos. Optimiza el tiempo de tu empresa.
Publicidad